×

La historia del argentino que fue dueño de Google por unos minutos

Nicolás Kuroña aprovechó que el dominio .ar del buscador estaba disponible para la compra y la efectuó la curiosa operación por dos euros.

Parece una de las tantos relatos producidos desde el ingenio y la verborragia de los argentinos. La historia es real y fantástica al mismo tiempo. El diseñador gráfico Nicolás Kuroña pudo hacerse con el dominio en el país sudamericano del buscador trasnacional Google por la escasa suma de 270 pesos argentinos (unos dos euros).

La adquisición solo duró unos minutos pero fue suficiente para que el suceso sea comidilla de las redes sociales, donde el mismo Kuroña advirtió en Twitter que transacción fue completamente legal.

La curiosa compra de Google Argentina

Todo sucedió la semana pasada, cuando Kuroña estaba trabajando en un sitio web en su escritorio y recibió a través de WhatsApp que Google no funcionaba. La curiosidad lo llevó a investigar en el Network Information Center Argentina (NIC), quien se encarga de operar los dominios nacionales de código .ar.

Al buscar Google, se encontró con que estaba disponible para la compra. No lo dudó, siguió los pases y depositó los 270 pesos argentinos para adquirir el sitio en el país, pensando que se trataba de una especie de broma.

Al poco tiempo recibió un mensaje de correo electrónico donde se le adjuntaba el recibo que acreditaba la compra del registro de la página. Todavía incrédulo, Kuroña tipió el dominio .ar del buscador para cerciorarse de que funcionara. Apenas apretó Enter en su teclado, aparecieron sus datos personales. Simplemente «no podía creer lo que pasó», expresó el diseñador a los medios de comunciación argentinos.

Era realidad. 21:52 del miercoles en Buenos Aires (2:52 hora española). Google pertenecía a Nicolás Kuroña. «Quiero dejar en claro que nunca tuve malas intenciones, solo traté de comprarlo y la NIC me lo permitió», afirmó.

Solo duró unos minutos después. la compañía Google había recuperado el dominio del buscador. El sitio volvió a estar operativo y su pertenecia nuevamente quedó en la compañía estadounidense. Hasta el momento Kuroña no ha recibido una devolución por la fugaz compra ni tampoco ha sido contactado por ningún representante del gigante tecnológico.

Google investiga que sucedió con su dominio en Argentina

¿Cómo fue posible que se realice la cesión de derechos del cominio? No hay una respuesta clara al respecto. Según fuentes de Google, sus derechos sobre el dominio no debían expirar hasta julio. Como indica su nombre, varios ojitos debieron revolearse como locos y debieron limpiar bien los anteojos para saber qué paso. Lo cierto es que ya comenzaron las investigaciones para aclarar los hechos. Lo mismo realizará el grupo argentino especializado en licencias web Open Data Córdoba.

De modo que ya sabes. Si te sobran un par de euros si pones atención como lo hizo Nicolás Kuroña ¿quién sabe? Tal vez puedas amanecer siendo dueño de una megacorporación en un abrir y cerrar de ojos.

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Lea También

loading...
Contents.media