×

Las mejores soluciones para paneles, placas y difusores acústicos

Descubre la diferencia esencial entre paneles y difusores acústicos. Los primeros se encargan de absorber el sonido, mientras que los segundos lo difuminan en espacios cerrados y vacíos. Tal vez los precises en tu propio hogar

El derecho al silencio en casa, o el mejoramiento de la acústica dentro de esta, puede materializarse a través del uso de placas o paneles. En cuanto a los difusores, los melómanos disfrutarán al máximo de la música en todos los rincones de la vivienda.

Qué son los paneles acústicos

Los paneles o placas acústicas se componen de materiales aislantes encargados de absorber el sonido, de modo que también se eliminan las reverberaciones, ecos o vibraciones en entornos con mucho ruido. Esto, por desgracia, no deja de ser algo muy habitual especialmente en el centro de las grandes ciudades o al lado de carreteras, industrias o vías.

En espera de una ley con la que se regule con contundencia este tipo de contaminación tan dañina para el organismo, tú mismo puedes optar por la solución si hablamos de tu hogar. En el caso de comercios o tiendas, tal vez se desee obtener una calidad óptima de sonido, sin ningún tipo de distorsión. Por ello, lo mejor es acudir a la ayuda de un profesional para que nos asesoren.

En este sentido, la empresa Addictive Sound aconseja adecuadamente en la elección en función del problema. Así, en el caso de absorbentes acústicos, se perforan pequeños agujeros en la pared para introducir tacos. Por su parte, las espumas se pegan directamente sobre la superficie con tiras adhesivas.

Algunos paneles pueden usarse también de forma decorativa. De este modo, resulta habitual que se presenten en diferentes formas y colores para colocar tanto en paredes como en techos. También se permiten imágenes personalizables: aquí entran desde fotos hasta diseños o paisajes variados.

Qué son los difusores acústicos

Se diferencian de los absorbentes en que se encargan, en esta ocasión, de dispersar el sonido. Abundan en salas de conferencias o conciertos y son especialmente estimados por los aficionados a la música en general. Destacan igualmente por su diversidad y originalidad estéticas. Además, evitan el efecto de eco en habitaciones grandes y vacías.

Los difusores difunden, en suma, las ondas sonoras de forma armónica a lo largo del espacio. Además, se produce la sensación de agrandamiento sensorial de las estancias. Para ello se usan máquinas especializadas, así como materiales y acabados concretos, como los tableros de madera o el contrachapado de haya. No obstante, a la hora de su colocación, se recomienda estar a un metro del oyente, siempre en función del lugar.

En pisos o casas, son muy comunes en el caso de músicos con pequeños estudios de grabación, o bien en home cinemas o salas extra destinadas a escuchar melodías y canciones. Al fin y al cabo, los difusores también eliminan los efectos de eco flotante o de rebote, sin una amortiguación evidente del sonido.

Servicios de Addictive Sound

Sea cual sea tu problemática, Addictive Sound adapta acústicamente interiores para el fin necesario y también realiza proyectos acústicos, a partir de una medición sonora precisa del lugar en el que se vaya a trabajar. Y, en el caso de actuaciones puntuales, disponen asimismo de tabiques móviles o de trampas de graves.

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Lea También

unnamed 6
Ofertas y Consejos

Cómo llevar la naturaleza a las paredes de mi casa

8 noviembre, 2022
Aunque este año ha durado mucho más de lo habitual, basta con mirar por la ventana para darse cuenta de que los últimos destellos del verano van dejando paso poco…
Contentsads.com