×

NASA: las claves de la misión del helicóptero «Ingenuity» en Marte

La madrugada de este domingo, el helicóptero "Ingenuity" de la NASA, tratará de ser el primero en volar por el cielo de Marte.

Nasa Ingenuity

La NASA volverá a vivir una trepidante aventura este domingo de madrugada, cuando el helicóptero «Ingenuity» sea el primero en tratar de volar por los cielos de Marte. La aeronave viajó acoplado al vientre del flamante Rover Perseverance, cuyo objetivo era buscar vida dentro del planeta rojo.

NASA: el Ingenuity en Marte

El piloto principal del Ingenuity, Havard Grip, perteneciente al Laboratorio de Propulsión a Reacción ( JPL) de la NASA, ha declarado que :

«Los hermanos Wright demostraron que era posible un vuelo propulsado en la atmósfera de la Tierra utilizando un avión experimental. Ahora estamos tratando de hacer lo mismo en Marte».

Si la misión resulta ser un éxito, marcará todo un precedente en la manera de explorar Marte, y abrirá un abanico de posibilidades para hacerlo en otros mundos.

Aunque su tarea no es nada fácil ya que Marte posee una delgada atmósfera que complica que consiga la elevación necesaria. Esta es un 99% menos densa que la que hay en la Tierra.

Otro de los retos a los que se enfrentará es el gran frío que hace en el cráter Jerezo, donde las noches bajan a -90ºC.

Ingenuity traducido en inglés significa «ingenio», y lo propuso un estudiante.

Desde la NASA lo definen como un pájaro ligero debido a que tan solo pesa 1,8 kilos, pero tiene una ambición inmensa. Este helicóptero es toda una demostración de los avances de la tecnología, está compuesto de cuatro palas hechas de fibra de carbono colocadas en dos rotores que giran en direcciones opuestas a alrededor de 2.400 rpm. Puede llegar a ser más rápido que un helicóptero de pasajeros en la Tierra.

Formado por baterías, células solares y otros componentes, no contiene ningún instrumento científico y es un experimento realizado a parte del Perseverance.

¿Cómo se controlará?

El Ingenuity está lejos de parecerse a un dron, los comandos se le enviarán de manera muy anticipada, y los datos de ingeniería serán recibidos bastante más tarde de que el vuelo se lleve a cabo. A pesar de ello, contará con gran autonomía para tomar decisiones propias.

Deberá sobrevivir tanto a su lanzamiento, viaje, aterrizaje, despliegue, frío, como a autocargarse con los paneles solares. Si su intento de vuelo funciona, en 30 días marcianos, volverá a realizar otros cuatro.

LEA TAMBIÉN:

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Contacto:
Soraya

Creo en el poder de la comunicación para arreglar el mundo. Periodista y redactora en constante aprendizaje.

Lea También

Contents.media