×

Un niño de 4 años se pierde en una playa de Rota y aparece en Chipiona

Alejandro es un niño de 4 años de edad que ha protagonizado un sorprendente suceso que afortunadamente ha tenido un final feliz.

niño playa Rota

Un niño de 4 años se pierde en una playa de Rota y aparece en Chipiona. El pequeño estaba recogiendo conchas cuando perdió de vista a su familia.

Un niño de 4 años se pierde en una playa de Rota y aparece en Chipiona

Alejandro, afortunadamente, tiene un final feliz. A este pequeño que recogía conchas en la orilla de la playa lo han encontrado este pasado fin de semana. Pasó así: inmerso en su afición, se alejó mucho de su familia. Tanto, que sus padres estaban en las playas de Rota y él pasó a las de Chipiona.

La Policía Local de Chipiona cuenta que su familia alertó a las autoridades y todas las fuerzas y cuerpos de seguridad disponibles en la zona comenzaron la búsqueda del pequeño. A Alejandro lo había encontrado un bañista en Chipiona, que lo entregó a la Policía Local de este municipio y los agentes llevaron a Alejandro hasta donde estaban sus padres.

Alejandro: el niño de 4 años que se perdió en la playa de Rota

“Todos los años hay varios sustos de pérdidas de niños y ancianos, a todos nos puede pasar, y los minutos parecen horas”, explica la Policía Local de Chipiona. También aprovecha para dar unos cuantos consejos para que sean menos los casos de desapariciones y orientarse en caso de que alguien se pierda. “Al llegar a la playa y os ubiquéis vuestra sombrilla o toalla, id con el peque a la orilla y dais la vuelta, de espaldas al mar. Desde allí muéstrale dos lugares cercanos a donde hayas puesto la toalla, para que sepa dónde está; uno a la izquierda y otro a la derecha.

Eso quiere decir que por el centro está la toalla nuestra. El chiringuito, la línea de boyas amarillas que entran al mar, esa sombrilla llamativa, o ese edificio les servirá como puntos de referencia para ponerse entre ellos y así poder encontrarte. Quizás creas que para el pequeño eso es muy complicado. Intentadlo, es solo un juego de buscar”, explican los agentes. “También puedes enseñarle y visitar el lugar donde está el puesto de vigilancia y socorristas”.

¿Qué hacer con los pequeños?

“Cuando son pequeños o aún no son capaces de orientarse y/o comunicarse bien, una medida preventiva son las pulseras identificativas que se pueden colocar en su muñeca con el nombre y número de teléfono de los padres para quien le encuentre pueda llamarles para decirles dónde se encuentra. Si no tienes pulseras: el teléfono escrito a modo de tattoo con un rotulador indeleble también funciona a la perfección”.

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Contacto:
Fernando Rodríguez Rubio

Apasionado de la escritura, el periodismo y las artes. Máster en Escritura Creativa y graduado en Comunicación Audiovisual. Me encanta el cine, la literatura, la política y la economía.

Lea También

Contents.media