×

El viudo de Jade Goody no verá un céntimo de la fortuna

Compartir en Facebook

El único afán de Jade Goody ha sido en todo momento amasar una buena fortuna para que a sus dos hijos, Bobby y Freddie no les faltara de nada cuando ella no pudiera estar presente.
Para eso ha montado todo ese circo televisivo alrededor de su cáncer terminal, su tardía boda y su funeral, que será retransmitido el próximo sábado 4 de abril.

Más de 2 millones de euros ha conseguido atesorar para sus pequeños, para brindarles las comodidades y la educación que ella nunca tuvo.
Dicha fortuna ha ido a parar a un fondo fiduciario que garantizará que el dinero llegue a los pequeños: Dejo mis casas, mi dinero, irá a mi hijos.
Siempre he querido que mi familia tuviera lo que nunca pude tener, no me importa lo que cueste – Jade Goody (traducción libre)El que se ha quedado con una mano delante y otra detrás ha sido su marido, Jack Tweed, el otro protagonista de la exclusiva de la boda.
Goody le ofreció a su marido su casa de Upshire (Essex), pero él la rechazó porque decía que no podría vivir allí sin ella.

Dicha casa, valorada en más de un millón de euros ha ido a parar finalmente a manos de la madre de Jade, Jackie Budden.
Además, Goody ha donado más de 100.
000 euros a organizaciones caritativas de la India para ayudar a los niños más desfavorecidos, e incluso allí se ha llegado a levantar una ermita con su nombre, como si de una mezcla de Lady Di y la Madre Teresa se tratara.
Tweed, que como no es un niño pobre de la India, ha resultado siendo el menos favorecido, dice que le da igual no ver ni un céntimo de la herencia, porque está destrozado porque ha perdido a su mejor amiga y bellísima mujer, y asegura que la ha amado mucho.
Dice también, que aunque los niños viven con su padre biológico, cumplirá su promesa de ocuparse todo lo posible de ellos, e intentará mantener viva en ellos la imagen de su madre: “Quiero que se sientan orgullosos de ella”.
Eso es desinterés puro y duro, y lo demás son tonterías.
Vía

Deja un comentario

300