×

Niña con discapacidad queda encerrada en un bus escolar

La menor tiene discapacidad del 50% y dificultad del habla, razón por la que su madre denuncia ante la Guardia Civil.

Niña con discapacidad queda encerrada en un bus escolar

La niña de tan solo 13 años, tiene una discapacidad del 50% y estuvo encerrada durante seis horas en el bus escolar.

Niña olvidada en bus escolar

El acontecimiento que causa polémica, se trata de una niña que tiene 13 años y presenta discapacidad del 50%, además de no tener desarrollada el habla.

La menor, fue encerrada y olvidada en un bus escolar. Y como consecuencia al acto de desconsuelo, su madre ha presentado una denuncia ante la Guardia Civil.

En primer lugar, la monitoria del autobús, encargada por el centro educativo, informa que en ningún momento vio a la niña dentro del coche. Al igual que el conductor que niega haber visto a la menor.

La adolescente Jessica, pasó seis horas dentro del vehículo que debía trasportarla desde su casa en Dos Hermanas a Alcalá de Guadaíra, ambas ubicadas en Sevilla.

Sin embargo, su madre anuncia que el pasado 25 de febrero, alrededor de las nueve de la mañana; su hija se montó al autobús para ir al colegio, pero no llegó sino hasta las tres de la tarde. Acontecimiento que fue argumentado tras recibir una llamada de los directivos del colegio.

«Posiblemente estuvo asustada, sin poder comer o beber algo, ni siquiera ir al baño durante las seis horas que permaneció encerrada», denuncia la mujer que asegura que su hija por su condición debe depender de alguien mayor.

Versiones del personal

Las versiones conocidas en la actualidad, resultan ser de carácter confuso. La monitora, quien es la responsable de los menores que usen el servicio, afirma que en ningún momento vio a la menor; por lo que afirma que, la niña tuvo que haberse escondido en los asientos traseros.

Al igual que el conductor del vehículo, que por su parte, informa que lo habitual es trasladar el autobús a un aparcamiento para realizar la debida desinfección y que, en ningún momento se percató de la presencia de la menor. Sin embargo, ha sido la mamá quien lo ha creído en ambas versiones. Pues su justificación es que, la niña de 13 años mide 1.60 de alto y con un peso aproximado de setenta kilos, medias que la mayor usa para desconfiar de la historia contada por el personal.

Por último, la empresa dueña del vehículo ha intervenido en el caso, justificando que el conductor no es el responsable de los estudiantes, esa función debe cubrirla y es responsabilidad de la monitora.

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Contacto:
Valentina Amorocho Romero

Comunicadora social y periodista. Apasionada por contar las verdaderas historias, encantada de los medios digitales y de generar contenido de interés para las nuevas plataformas.

Lea También

loading...
Contents.media