×

Algo ha cambiado en GM (II)

Buick, Cadillac, Chevrolet y GMC forman la nueva GM. Ninguna de estas marcas volverá a basar el desarrollo de sus gamas en las tradicionalmente sobredimensionadas mecánicas americanas. Según fuentes de la empresa, están comprometidos en alcanzar el estándar de emisiones para toda su flota, que el gobierno de EEUU tiene pensado fijar para 2016 en 35,5 mpg, que son 6,72 l/100 km.Lo primero para enderezar el camino es reducir el tamaño de sus motores, no habrá ninguna mecánica de más de 5 litros de cilindrada disponible para modelos, que no sean los Chevroelt Corvette y Camaro.

Parece que seguirán haciendo una excepción con el Cadillac CT-S y el motor de 6.2 L V8. La gama baja será equipada con propulsores de entre 1,6 y 2,4 litros.A la generalización de los motores Ecotec, se le unirá la de la inyección directa de gasolina y, con el tiempo, la construcción ligera en aluminio.

GM prepara una versión más avanzada de la transmisión Ecotec de 2.4L, que lleva el Chevrolet Malibú Hybrid para ofrecerla con el casi inminente Buick Crossover Plugin Hybrid.Tecnología de motores de GMEl de los híbridos es, parece, un carro casi perdido por la marca, al que se tienen que subir pero por imperativos externos. En los coches eléctricos es donde pretender recobrar su posición. Esta semana han comenzado a preparar la planta de pilas de Brownstown. De allí deberán salir las que se monten en el Chevrolet Volt, cuya producción masiva se iniciará en 2010.Para ellos deberán tener listos los nuevos motores Ecotec de inyección directa de gasolina y, de paso, prepararse para introducir sistemas híbridos de propulsión en varios modelos de todas sus marcas. Algo en lo que reposa gran parte de la esperanza del fabricante de conseguir grandes ingresos en el corto y medio plazo. En el largo, dicen, seguirán volcados en el desarrollo de la pila de combustible. Han logrado conseguir un importante ahorro de costes y el depósito de hidrógeno ya sólo ocupa lo que un motor de cuatro cilindros. Sin embargo, falta la red de suministro y reducir los costes de producción en un 30% para que pueda competir con sus futuros rivales eléctricos e híbridos. Vía

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Lea También

Contents.media